NOVEDADES COCHES

En el blog de Fast Repro encontrarás toda la actualidad del mundo del motor, las novedades coches en marcas y modelos que salen al mercado, las principales innovaciones que incorporan por fuera y por dentro, las mejores prestaciones de los vehículos mejor preparados, consejos de mantenimiento de tu propio automóvil…

Porque, en el campo de la automoción, no hay día que no traiga novedades coches, desde Fast Repro te informaremos puntualmente para que sigas compartiendo con nosotros tu pasión por las cuatro ruedas con centralita incorporada.

Válvula en talleres electromecanica Madrid

Talleres electromecánica Madrid: averías con la válvula EGR

La válvula EGR provoca el 15% de reparaciones en taller de vehículos en garantía, un problema muy común asociado a los vehículos diesel, la conducción por ciudad y a bajas revoluciones. ¿Hay forma de prevenirlo? ¿Es mejor limpiar la válvula o sustituirla? En Fast Repro destacamos como uno de los mejores talleres electromecánica Madrid, y te vamos a contar todo lo que necesitas saber sobre este tipo de averías.

¿Para qué sirve la válvula EGR?

En su origen, la válvula EGR (Exhaust Gas Recirculation o Recirculación de Gases de Escape) fue incorporada a la mecánica para reducir la contaminación en los años 60. La obligatoriedad de su uso llegó a Europa a finales de los años 90 y hoy en día no se puede pasar la ITV sin ella.

Su función consiste en volver a introducir el humo de la combustión del motor en los cilindros. Los gases ya quemados se mezclan con aire fresco y vuelven a formar parte de la combustión. La producción de los gases contaminantes, en este caso los óxidos de nitrógeno (NOx), aumenta cuando la temperatura es mayor, así que la válvula EGR reduce la temperatura de la combustión al introducir gases quemados, cuyo contenido de oxígeno es menor. De esta forma se reducen las emisiones de óxidos de nitrógeno.

Existen dos tipos de válvulas EGR: mecánicas y electrónicas. Las mecánicas, que son más antiguas, se abren y cierran en función de la presión que ejerce el aire. Las electrónicas, incorporadas en los motores modernos, controlan la apertura según los parámetros registrados por la centralita mediante sensores de temperatura del motor, el régimen del motor y la carga de aceleración.

Mantenimiento y prevención

Las válvulas EGR tiene un sistema de “autolimpiado” que tiene lugar al circular durante unos 10 o 15 minutos a revoluciones altas. La presión mejora la recirculación de los gases y hace que se elimine la suciedad fácilmente. Por eso se recomienda cada dos o tres semanas circular a 110 o 120 km/h en una marcha por debajo de lo habitual, en cuarta en vehículos de cinco marchas y en quinta si tiene seis, para conseguir unas 3.000 o 3.500 rpm.

Averías

Pero en ocasiones este sistema de autolimpieza no es suficiente para limpiar la acumulación excesiva de carbonilla y puede obturar las válvulas, impidiendo la circulación del aire.

¿Cómo podemos notarlo? Cuando la válvula no funciona correctamente el motor pierde potencia, también puede dar tirones, o se ahoga, consume más combustible de lo normal o produce un exceso de humos. Los motores diésel son más propensos a este tipo de averías, especialmente los que circulan en vías urbanas y a bajas revoluciones, porque generan más carbonilla que los motores de gasolina. Si la EGR queda cerrada, no cumplirá su función de disminuir la producción de óxidos. Si los sistemas anticontaminación no funcionan adecuadamente, el vehículo entra en modo avería, limitando el régimen del motor o la velocidad.

Soluciones talleres electromecanica Madrid

Ante una avería de la válvula, existen dos soluciones:

  • Limpiar la EGR: se trata de una solución temporal, ya que cuando llegados a ese punto la válvula ya se ha visto forzada y seguramente habrá roto algún piñón del motor eléctrico, lo que ocasionará una nueva avería pasados ciertos kilómetros. Además, las EGR suelen estar localizadas en un lugar de difícil acceso, lo que encarece la mano de obra sin que se llegue a solucionar el problema de una forma definitiva.
  • Cambiar la EGR: es la solución más fiable y duradera, más costosa a priori, pero más barata a largo plazo, al reemplazarse la pieza antigua por una nueva original. En el caso de que la avería sea en una EGR electrónica, lo más probable es que haya que sustituirla. Según el Grupo Red Europea de Garantías de Vehículos (REGV), la limpieza o cambio de la válvula EGR puede alcanzar un precio medio de unos 500 euros. Los extremos para esta limpieza o reparación están entre los 50 euros para modelos con válvulas mecánicas de primeras generaciones y los 1.422,84 euros para vehículos con la última tecnología en el sistema EGR.

Consúltanos sin compromiso para una mayor información o presupuesto.

Visto 732 veces Modificado por última vez en Jueves, 26 Abril 2018 07:29

Utilizamos cookies propias y de terceros para realizar análisis de uso y de medición de nuestra web para mejorar nuestros servicios. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso.
Puede cambiar la configuración u obtener más información aquí.

  He leído y acepto las cookies utilizadas por esta página web.
Información de Cookies